¿Te cuesta trabajo decir que NO?, entonces esto es para ti.

Los seres humanos, somos personas sentimentales por naturaleza, nos preocupa el bienestar del otro y con los años hemos aprendido a ser más serviciales día a día, sin embargo, existen situaciones en las que nos llegamos a olvidar de nosotros mismos y solo podemos pensar en los demás, en su bienestar, en lo que pueden pensar ellos y cómo pueden actuar en las diferentes circunstancias en las que probablemente estemos entrelazados. Cabe destacar que, cuando tomamos decisiones muchas veces sentimos pena o miedo cuando queremos expresar nuestros ideales y no nos atrevemos a decir que ¡NO! porque pensamos que sería imponernos ante los demás y en realidad no se trata de imponerse sobre alguien o algo sino de tomar la decisión adecuada. Además, nos pasa constantemente, incluso para ser aceptados en un grupo, allí, probablemente olvidemos lo que pensamos y creemos para encajar con ellos.


Es entendible que te preocupe pensar que decir algún “no” pueda arruinar todas las cosas que has construido o creado, tales como amistades, grupos de trabajos, entre otros, por ello decir un “si” siempre será la mejor opción para ti,aunque no te haga sentir muy feliz.
Es importante mencionar, que a una infinidad de persona nos pasa, eso es normal, ¡despreocúpate!, pero no es algo que este del todo bien, ya que cada uno tiene el derecho de poder decir que “no” cuando no esta de acuerdo en algo o algo no le agrada. Todos hemos pasado alguna vez por la tortura de tener que decir que si cuando realmente queremos decir ¡No!, yo entiendo cómo has de sentirte y todo lo que te pasa por la mente en esos momentos, pero créeme, no hay nada más placentero que poder decir lo que realmente se quiere o se piensa;y decir “no” cuando en verdad sientes que no, te hará sentir diferente y feliz, porque estas priorizando tus emociones, ideales y decisiones. Recuerda nadie debe imponerte o manipularte para decidir por ti.

Si te cuesta decir que NO, hay algunos tips que pueden ayudarte a negarte en las circunstancias adecuadas, estos son:
En primera instancia, lo primordial es Evalua la situación: debes estar con la cabeza fría, pensar mejor las cosas, no apresurarte a decidir. Es recomendable, estar en tranquilidad para poder ver los posibles pro y contras de las situaciones y así decidir mejor qué es lo correcto, tomate el tiempo necesario para considerar la acción a tomar, así como también,verificar si el tomar alguna u otra decisión afectarà tus planes, tus creencias e ideales. Lo ideal para saber qué es lo mejor que puedes hacer es no sentir presión.

Seguidamente, lo mejor que puedes hacer cuando te cueste trabajo decir que “no”, es Decir las cosas de manera sutil: es entendible que te preocupe en gran medida que lo que vayas a decir en cuanto a tu decisión pueda afectar a otros y llegar a sentir que estos se ofenden, no te preocupes, busca las palabras adecuadas para decir las cosas, podríasdecir algo como “la verdad me encantaría pero por ahora se me dificulta un poco, lo siento”, o quizás un “hoy se me hará difícil y no sé exactamente cuánto tiempo me lleve resolver mis cosas, pero para una próxima oportunidad con gusto te ayudaré”. No muestres ansiedad ni nerviosismos al dar tus respuestas, ya que camuflar la realidad te ayudará a hacer lo que realmente consideres correcto, una pequeña excusa te quitará muchas presiones y preocupaciones. Recuerda que lo más sano para ti es sentirte bien en todos los sentidos sin que nadie te imponga las decisiones.

Por último pero no menos importante es recordar que por cualquier circunstancia que ocurra No te incomodes: decidir por lo que realmente piensas y crees correcto no debe afectarte ni hacerte sentir incomoda, sino todo lo contrario, debería hacerte sentir libre y con total tranquilidad. Cada individuo es libre al momento de tomar sus decisiones, la vida no se trata de complacer a los demás sino de estar tranquilo con uno mismo.


Es relevante recordarte que, al tomar las decisiones de manera asertiva debes estar en calma, pensar con tranquilidad, respirar profundo, hacer algunaotra cosa ante de tomar una decisión, estudiar los pro y contras que acarrea el haber decidido. No olvides que la base de todo es dejar el miedo y las preocupaciones de lado, por ello, ser asertivo en la comunicación es ideal para transmitir lo que realmente se quiere decir. Aunado a ello, no dejes de valorarte, tomar la decisión que crees mejor es darle valor a tus pensamientos y emociones, bajo ninguna circunstancia permitas que otros te manipulen y traten de imponerse sobre tus ideales, creencias, pensamientos y acciones, lo más importante es tu propia opinión, nadie puede decirte que es lo que tienes que hacer o no, solo túeres quien conoce lo mejor para ti.

Las decisiones son pieza clave en el desarrollo biopsicosocial del ser humano, de allí deriva la importancia de saber cuándo decir “no” o decir “si” sin dañar o afectar tu estabilidad psíquica, emocional y social, está en ti saber decidir de manera asertiva la decisión adecuada para ti y para los demás.


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"