¿Por qué no puedes evitar morder a quien amas?

Cuando amamos a una persona con mucha intensidad, sentimos que nos gusta demasiado y nos atrae todo su ser, en ocasiones tenemos la necesidad de expresar de un modo un poco más físico esa pasión que sentimos por la otra persona, y mordemos de manera sutil y sin hacerles daño, los labios de quien amamos. Pero no se preocupen que no es algo de locos ni nada por el estilo, es mucho más común de lo que creen.

En breve les aclararemos el significado que tiene morder los labios al besar.

Y es que a veces sencillamente no puedes resistir el impulso de quererlo/a morder y lo haces, ¿por qué lo hacemos?, ¿es inconsciente?, ¿significa algo en especial?

Al respecto hay diversas opiniones y hay quienes piensan que morder los labios de otra persona es una actitud de sadomasoquismo, pero no tiene nada que ver con eso ni tampoco es nada negativo, solamente es una reacción que se desencadena por la pasión que sientes por el otro, porque cuando una persona te atrae demasiado físicamente, tu cerebro empieza a segregar todas esas sustancias que hace que la necesidad por la otra persona se manifieste de manera física.

No se necesita tener ningún tipo de características en nuestro cerebro, ni debemos ser una clase de persona específica, sino que esta es una acción completamente natural, aunque sientas que es un deseo algo irracional morder, científicos de la Universidad de Yale en Estados Unidos han estudiado este comportamiento. Y los expertos le han llamado a este fenómeno “agresión tierna”, después de una serie de análisis se concluyó que hacer esto ayuda a controlar las emociones.

La investigadora en jefe Oriana Aragón explica así este fenómeno: “Regulamos nuestras emociones de muchas maneras: a veces intentamos pensar dos veces en la situación y entender qué estamos sintiendo; a veces tratamos de no dejarnos llevar ni un poco por las emociones, e incluso llegamos a evitar cualquier tipo de situaciones emocionales. Pero sucede que a veces expresamos nuestros sentimientos de formas inesperadas, que a simple vista mostrarían todo lo contrario a lo que sentimos, y eso, aparentemente nos ayuda a guardar el balance emocional interior”.


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"