Las personas exigentes con la ortografía serían más molestas, según la ciencia.

Un estudio comprobó que las personas que son más exigentes con la ortografía podrían ser más odiosas que las demás.

Si eres de las personas que no deja de corregir la ortografía a cualquier persona, o que no soporta ni un solo error gramatical en la televisión o en el diario, te comentamos que tienes una ligera obsesión con la buena ortografía.

La ciencia ha comprobado que aquellas personas que son muy exigentes con la buena escritura, podrían ser mucho más odiosas. Investigadores de la Universidad de Michigan decidieron poner a prueba a 83 personas voluntarias y los resultados fueron sorprendentes.

Las personas que participaron tenían que leer las respuestas a los anuncios del diario, para encontrar compañeros de cuarto y examinar las personalidades de los solicitantes. Los correos que fueron recibidos tenían contestaciones con faltas de ortografía, con errores tipográficos y muchas fallas gramaticales.

Echa un vistazo al ejemplo:

“Hey! My name is Pat and I’m interested in sharing a house with other students who are serious abuot (about) there (their) schoolwork but know how to relax and have fun. I like tennis and love old school rap. If your (you’re) someone who likes that kind of thing too, maybe we would make (make) good housemates.”

Los concursantes fueron evaluados por un modelo psicológico de estudio de personalidad y los más extrovertidos y cordiales examinaron las respuestas de manera más tolerante que los obsesionados con la ortografía (que resultaron ser menos “amables” y “extrovertidos”).

En conclusión, los especialistas demostraron que:

“Los participantes menos agradables mostraron una mayor sensibilidad a las faltas de ortografía que los participantes más amables, tal vez porque la gente menos agradable es menor tolerante”.

Entonces los especialistas señalaron que las faltas ortográficas influyen mucho más en las decisiones de las personas que están obsesionados con ella. Los “nazis de la ortografía” no justifican para nada a los malos escritores y decidieron juzgarlos por sus errores en la gramática. Ellos piensan que una mala ortografía es motivo suficiente para no escogerlos como compañeros de cuarto.

Los expertos quisieron evidenciar que:

“La producción del lenguaje juega un importante papel en los rasgos de personalidad”.

¿Por qué los grammar nazis son más introvertidos?


Cada persona es un mundo, por lo que relacionarse con los demás implica estar preparado para asumir cambios y que las cosas no salgan siempre como se espera. Esto es algo que crea mucha ansiedad en ciertas personas, por lo que prefieren pasar la mayor parte de su tiempo solos.

Si nos fijamos, ocurre algo similar con el tema de la ortografía, ya que no soportar ver palabras y frases mal escritas tiene mucho que ver con la intolerancia a la variabilidad. Esto dota de muchísimo sentido a los datos del estudio.De todos modos, es posible que algunos tendamos  a comportaros como látigos de la ortografía, pero no nos consideremos introvertidos. Eso no quiere decir que el estudio esté mal o que nosotros no nos comportemos como es debido. En ciencia , y mucho más en psicología, hay que considerar a menudo excepciones y casos intermedios, pues no todo es blanco o negro, sino que hay muchas tonalidades de gris.
¿Y tú conoces a alguien que esté obsesionado con la ortografía? ¿O eres tú una “nazi de la gramática”?


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"