La depresión de la madre durante el embarazo puede afectar al bebé

Una de las etapas más alegres en la vida de la mujer es el embarazo. O al menos eso se piensa, ya que de acuerdo a The American Congress of Obstetricians and Gynecologsits, entre un 14 y un 23% de las mujeres, lucharán con algunos síntomas de depresión durante el embarazo.

La depresión es un trastorno de humor que afecta a 1 de cada 4 mujeres en algún punto de su vida, por lo que no es de sorprender que esta enfermedad se presente durante la etapa del embarazo, lo cual resulta peligroso tanto para la madre, como para el bebé por nacer, si no es tratada de manera adecuada.

Se considera a la depresión durante el embarazo como un trastorno del humor llamado depresión clínica. Los trastornos del humor son enfermedades biológicas que involucran cambios en la química cerebral. Se cree que, durante el embarazo, esta química cerebral se ve afectada por los cambios hormonales, directamente relacionados a depresión y ansiedad.

            Algunos de los síntomas de la depresión son:

  • Tristeza persistente,
  • Dificultad para concentrarse,
  • Dificultad para dormir o dormir en exceso,
  • Pérdida de interés en actividades que antes disfrutaban,
  • Pensamientos recurrentes de muerte, desesperanza y suicidio,
  • Ansiedad,
  • Sentimientos de culpabilidad,
  • Cambios alimenticios.

 

Ante la aparición de alguno de los síntomas anteriores, es necesario acudir al médico, ya que el impacto fisiológico de la depresión en madres embarazadas, puede afectar a los bebés dentro del útero, lo cual conduce a cambios biológicos y de comportamiento en los recién nacidos.


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"