José Mujica, el expresidente que donó el 90% de su salario a los pobres

Desde que fue electo como presidente de Uruguay en el 2010 y hasta el 2015, año en que acabó su mandato, José “Pepe” Mujica fue ejemplo de sencillez. Se le conocía como “el presidente más pobre del mundo” por donar el 90% de su salario, que equivalía a $12 mil dólares al mes, a la caridad.

Además, nunca dejó de ser humilde, pues aunque era presidente de una gran nación, jamás descuidó su trabajo como granjero. Vivía en una granja junto con su esposa, Lucía Topolansky y su perrita, Manuela.

Algo que llamó siempre la atención fue el auto que conducía personalmente: un Volkswagen 1987. También, siempre vistió de forma sencilla y nunca fue partidario de los lujos, lo que dejó una economía bastante sana en Uruguay luego de terminar su mandato.

Fuente: fabiosa


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"