IKEA le pide a la gente que intimide y moleste a esta planta durante 30 días para ver qué sucede, y los resultados son reveladores.

IKEA es una corporación multinacional fundada en la provincia de Småland (Suecia) en 1943 por Ingvar Kamprad y con sede en Suecia dedicada a la fabricación y venta minorista de muebles, objetos para el hogar y otros objetos de decoración de diseño contemporáneo.

Intimidar o molestar a una planta, es un experimento en vivo con dos plantas de IKEA y con miles de niños, para ayudar a crear conciencia sobre el día contra el acoso escolar el 4 de mayo en el Medio Oriente.

El experimento en vivo involucró a IKEA tomando dos de sus propias plantas e instalándolas en la escuela, donde una planta recibió cumplidos y palabras de aliento, mientras que la otra fue intimidada verbalmente con palabras de odio. Los estudiantes fueron alentados a grabar sus propias voces para compartir su amor con la primera planta y dar palabras de crítica a la segunda, ya sea de primera mano o a través de la interacción en las redes sociales. Después de 30 días, los resultados hablaron por sí mismos, mientras que la planta complementada continuó prosperando, la planta intimidada estaba visiblemente luchando, y se veía opaca con las hojas de color café caídas.

Ambas plantas fueron tratadas estrictamente de la misma manera: con la misma cantidad de agua. Expuesto con luz solar, agua y fertilizante. La única diferencia es que dijimos palabras de crítica a una planta y palabras de aliento para la otra, por un lapso de 30 días. Al final del experimento, los impresionantes resultados hablaron por sí mismos.

¿Qué pasaría si intimidaras a una planta por 30 días seguidos?

IKEA decidió probarlo para ayudar a crear conciencia sobre el día contra el acoso escolar el 4 de mayo en Medio Oriente.

Colocaron dos de sus plantas en una escuela.

Donde una planta fue alimentada con cumplidos y palabras de aliento.

Mientras que la otra fue verbalmente intimidada con palabras de odio.

Ambas plantas fueron tratadas estrictamente de la misma forma.

Ambas recibieron la misma cantidad de agua, luz solar y fertilizante.

El resultado final habla por sí mismo.

En mi opinión, me sentí un poco escéptico sobre la “ciencia” detrás del experimento. ¿Las plantas realmente tienen los mismos sentidos que los seres humanos? Pueden estar vivas, pero ¿pueden entender las palabras? Algunos comentaristas han llamado a este experimento pseudo-ciencia. ¿O una mera coincidencia? ¿Puramente anecdótico?

Otro experimento muestra que las plantas tienen una percepción primaria. Y reaccionan al ser golpeadas y maltratadas cuando son rastreadas en una máquina de polígrafo. Lo cual me recuerda algunos consejos de la vida: “Si un árbol frutal no está dando fruto, agítelo con un hacha y amenace con cortarlo”. Al tomar acción y hacer eso, el árbol impotente dió fruto la siguiente temporada. No es broma.

“Aunque parezcan pasivas, las plantas también tienen sus propios sistemas sensoriales complejos, diseñados para responder a los peligros u otros cambios en su entorno”, escribió Alana Schetzer de la Universidad de Melbourne en un documento en línea.

“Las plantas pueden no tener ojos, oídos o una lengua, pero su piel puede realizar muchas de las mismas funciones”, continuó, agregando que las plantas tienen conciencia de lo que las rodea y “pueden responder en consecuencia”.

Algunas persona tuvieron comentarios, por ejemplo:

“Excelente trabajo IKEA! Ojalá hayan mas empresas como esta, que usen su influencia en formas positivas.”

“Es genial que IKEA tuvo la idea de tal iniciativa para que los chicos en las escuelas entiendan los efectos negativos del ‘bullying’.”

“Idea magnifica!! Yo creo que los estudiantes tuvieron mucho para pensar al final del experimento. Aunque es un poco triste que hayan intimidado a la planta, pobrecita”

Mire este vídeo para ver el experimento en detalle:


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"