Estas son las actitudes que enferman y detonan una relación

– La ansiedad y el fatalismo contaminan a cualquier relación. Las personas que sufren de esta condición constantemente tienen pensamientos incontrolables negativos, los cuales lo hacen creer que todo terminará inevitablemente de una manera catastrófico. “Esto no va bien, vamos por el camino equivocado” es la expresión de esta situación.

Esta forma de obsesión puede tomar la forma de una pregunta constante: ¿me quieres?”, como una manera de lidiar con su obsesiva preocupación, que en realidad es una clara muestra de inseguridad.


– La sobreprotección es sufrida por personas que actúan como si fueran madres o padres de su pareja. Están siempre pendientes de su bienestar de una manera exagerada, sobrepasando el límite saludable y razonable.

Puede originarse en situaciones infantiles, cuando no tuvieron el suficiente cariño. Al no recibir la atención y el amor adecuados, sienten la obligación de brindárselos a su pareja, intentando cubrir la carencia de su infancia.

Las personas demasiado sobreprotectoras y que no puedes controlar su conducta, pueden ser ayudadas por un psicólogo.


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"