Él me ama como quisiera pero, ¿por qué no puedo amarlo?

Hoy en día el conflicto se produce ya que la mujer se encuentra ante la siguiente disyuntiva: por un lado, quiere encontrar el amor, sin embargo, generalmente no está dispuesta a hacer nada por conseguirlo. Por otro lado, está el hombre ideal, el cual sí quiere ponerla como su más alta e importante prioridad y quiere que sean novios. Frecuentemente, la mujer ya sabe todo esto, ya que con el tiempo se han convertido en amigos e incluso, algunas veces, han podido tener encuentros cercanos. Pero aún considerando lo anterior, la mujer no logra sentirse profundamente enamorada del hombre perfecto.

Lo más probable es que haya conocido a este hombre en una noche, en un encuentro posterior a una fiesta, en una simple salida de fin de semana, etc. Y que luego, ella retorne a su trabajo, su casa, a la rutina de siempre y que ni siquiera tenga la intensión de enviarle un mensaje o de pedir su número a amigos en común. La verdad es que la mujer está demasiado acostumbrada a estar soltera, entonces no tiene la intención de continuar la relación con el hombre que conoció.

Lo anterior causa una serie de confusión y duda, en donde la mujer no sabe si es que la situación debiese continuar. Generalmente, se imagina un futuro, sin imaginar quién podría estar a su lado. Y esto es lo más influye en el hecho de que la mujer no pueda darle una nueva oportunidad a este hombre perfecto. Lo más probable es que la mujer tampoco se imagine con alguien. Hay algunas que están tan acostumbradas a la soltería que en lo que imaginan, acerca de su futuro, no está incluida una pareja.

Es verdad que nadie quiere lastimar al otro y es por eso que, puede ser que ambos sigan en encuentros casuales, a los cuales la mujer no se niega. Sin embargo, con el paso del tiempo, éstos suceden cada vez con menos importancia. Lo peor de esta situación, es que la mujer comprende que está haciendo lo mismo que ya ha vivido en el pasado. Cuando ha sido ella la que ha querido tener una relación seria con alguien y la otra persona, simplemente ha querido tener una relación casual.

Muchas veces como mujeres, podemos tener una relación de amistad mezclada con algunos encuentros sexuales con un hombre. El cual está enamorado de nosotras, y si lo amaramos de vuelta, todo sería hermoso, pero las mujeres somos mucho más complejas que eso. Entonces esto nos causa gran confusión, la cual nos lleva a que finalmente, no nos enamoremos del hombre, a pesar de que éste sea el correcto.

Algunas veces, es muy difícil el decidirse a comprometerse con otra persona, sobre todo, si es que ya nos habíamos hecho a la idea de que íbamos a estar solteras para siempre. No porque no hayamos podido conseguir a un hombre, sino que nos dimos cuenta de que podemos tener una vida plena y prospera, estando solteras. Entonces cuando tenemos que tomar la difícil decisión de estar con alguien más, no siempre es algo tan simple.


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"