Ejercicios que puedes hacer mientras ves televisión

Es cierto que cada persona es distinta,esto no sólo se refiere a la parte física sino también a las actividades que uno realiza. Por citar un ejemplo están quienes deben escuchar música a la hora de estudiar, otros que necesitan de una paz absoluta y hay quienes deben hacerlo con la televisión encendida. A la hora de realizar ejercicios físicos es exactamente lo mismo. A muchas personas no les agrada tanto hacerlos en un gimnasio, prefieren la comodidad de su casa, otras sin embargo prefieren estar ahí y no desean hacerlo de manera solitaria.

Una de las razones principales por la que una persona deja de hacer ejercicios es simplemente por aburrimiento, no encuentran ese entretenimiento ideal que buscan. Como habíamos explicado anteriormente, necesitan estar acompañadas de una cosa específica para realizar tranquilamente los ejercicios. Por eso, si necesitas algo de entretenimiento a la hora de ejercitarte, una buena opción es viendo la televisión. Existen ejercicios sencillos que puedes hacerlos mientras observas ciertos programas televisivos.

Según un estudio revelado por la Clínica Mayo, indica que puedes aprovechar el tiempo a la vez que observas tu programa favorito en la televisión. Eso te ayudará a estar mejor física y emocionalmente. Es una buena opción, ya que de esa manera también estarás combatiendo el sedentarismo.

Incluso para muchas personas, mujeres en su mayoría, se torna difícil ir a un gimnasio, esto debido a las actividades que realizan durante el día, más aun cuando hay niños que cuidar. Con esta rutina diaria muchas personas se descuidan y su figura física pasa a un segundo plano, pero no es momento para desanimarte, a continuación te mostraremos algunos ejercicios que puedes realizarlos desde la comodidad de tu casa así que presta atención a ellos.

Levantar pesas

Si no cuentas con pesas, incluso puedes preparar dos botellas de un litro con agua y levantar eso. Este ejercicio puedes realizarlo de dos maneras: estando parada o incluso puedes acomodarte en el sillón y levantar las pesas o las botellas. No importa la postura que decidas tomar (estar parada o sentada), como sea los músculos que harás trabajar en este caso son los de los brazos. Realizar este ejercicio es buenísimo para tonificar los músculos de esa zona y evitar así la flacidez. Una vez que vayas tomando el ritmo de la actividad puedes comenzar a aplicar variantes, por ejemplo, reemplazar las botellas de un litro por botellas de dos litros. Para empezar puedes realizar 15 con cada brazo, luego, con el transcurrir del tiempo puedes ir aumentando la cantidad de series.

Sentadillas

Lo bueno de este ejercicio es que puedes realizarlo de diferentes maneras: puedes hacerlas desde la pared, desde una silla o simplemente estando de pie. Si deseas hacerlo con alguna silla, la manera sencilla es pararte y sentarte en ella nuevamente, si quieres hacerlo contra la pared, debes colocarte de espalda a la misma, de manera a mantener recta la espalda, o simplemente puedes agacharte y pararte sin utilizar objetos extras. La idea es sentirte cómoda mientras te ejercitas y ves la televisión al mismo tiempo. Este ejercicio es excelente, sirve principalmente para moldear los glúteos y fortalecer las piernas. Comienza realizando una serie de 15 repeticiones, luego, de acuerdo a lo que vayas progresando puedes ir aumentando el número de series.

Abdominales

Una de las actividades que más se hace frente al televisor son los abdominales. Esto sucede porque es uno de los ejercicios más cómodos de hacer a la hora de mirar tu programa favorito. El objetivo principal de esta actividad física es principalmente tonificar la zona del abdomen y por supuesto, quemar grasa. La forma de hacerlo es acostándote boca arriba y manteniendo flexionadas las rodillas, luego debes colocar tus manos detrás de tu cabeza y elevar la espalda. Para el efecto puedes utilizar una colchoneta, un cojín o lo que desees para mayor comodidad. Otra cosa que debes saber es que existen distintas formas de realizar abdominales, así que puedes investigar mejor y hacer el que te parezca más conveniente. Comienza realizando 15 movimientos y a medida que te vayas acostumbrando, aumenta la cantidad de abdominales.

Flexiones

Sí, las flexiones de brazo es otro ejercicio que puedes hacer mientras observas la televisión. Este ejercicio es más visto que lo hagan los hombres que las mujeres, pero de igual forma sirve a ambos. La forma de hacerlo es la siguiente: debes colocarte en el suelo boca abajo con las manos y los pies apoyados en el suelo, manteniendo el cuerpo bien erguido, luego baja tu cuerpo doblando los brazos sin llegar hasta el suelo y vuelve a levantarlo nuevamente extendiendo los brazos. Procura no inclinar tu tronco hacia atrás y recuerda que tu cuerpo solamente debe estar apoyado en tus manos y en los dedos de los pies. Si quieres probar una variante puedes hacerlo incluso con las rodillas flexionadas. Ese paso debes repetirlo 15 veces al iniciar y claro, cuando vayas agarrándole el ritmo puedes ir aumentando la cantidad de veces. Con las flexiones podrás quemar hasta 100 calorías.

Aparatos

Esto es algo opcional, ya que no todas las personas cuentan con un aparato para realizar ejercicios en su casa. Normalmente en los aparatos de ejercicios una persona encuentra pesas para ejercitar, tanto los brazos como las piernas y realizar abdominales también. Existen otros tipos de aparatos, están las bicicletas, que precisamente al subirte simulas andar sobre una bicicleta, también tienes el aparato que sirve para correr, que es una cinta que va girando y sobre el cual debes subirte simulando que caminas o que corres, eso de acuerdo al ajuste que des.

En fin, existen varias opciones de ejercicios que puedes realizar tranquilamente a la par que observas la televisión. Lo único que debes hacer es apartarte de tu zona cómoda y empezar a ponerte en forma. Trata de invertir tu tiempo de la mejor manera a la vez que observas tu programa, pero ten en cuenta una cosa, si quieres cambios positivos en tu cuerpo debes ser disciplinada con los ejercicios. Así que deja al sofá de lado y ¡comienza a ponerte en forma! ¡Tú puedes!


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"