Cómo transformar tu vida para siempre en tan sólo un mes.

¿Quieres hacer un cambio en tu vida? Entonces pon manos a la obra, nada se consigue sin un poco de trabajo y esfuerzo de por medio. Pero no te rindas ni te decepciones antes de tiempo, si te lo propones puede que ni tu misma te reconozcas.

Para que los cambios comiencen a suceder en tu vida lo primero es proponértelo y fijar una meta, calculando los pasos a seguir y siendo fiel a ellos para que no abandones a mitad de camino y siempre teniendo tu objetivo final en la mira, considera además que estos cambios requieren de mucha disciplina de tu parte ya que no se puede conseguir un real cambio sin hacer algunos sacrificios importantes, pero que pueden traer grandes beneficios a tu vida y todo esto por y para ti, si en el camino haces feliz a alguien será solo un plus ya que no debes de olvidar nunca que la primera persona a quien debes de darle en el gusto es a ti. Si tu eres feliz contigo misma los demás podrán notarlo y quien sabe puedes terminar siendo el ejemplo a seguir para alguien más en el futuro que sea testigo de tu trabajo y constancia para lograr la meta propuesta.

Paso 1

Arréglate: Comienza por levantarte un poco más temprano de lo habitual y darte tiempo para tu arreglo personal, siéntete coqueta jugando con diferentes estilos y maquillándote un poco. Recuerda que si te arreglas lo haces para ti, para sentirte bien, femenina, como dicen por ahí “belleza es 100% actitud”. Además levantarte temprano te dará una mejor actitud para enfrentar las situaciones del día a día.

Paso 2

Come bien: Necesitarás una gran cantidad de energía para los cambios que se aproximan. Puedes elegir el tipo de régimen alimenticio que te parezca correcto, sólo toma en cuenta que el alcohol, refrescos, frituras, dulces y comida chatarra no aparecen en ninguna guía nutricional sana, por eso es mejor eliminarlos. Si estás en una situación de sobrepeso importante lo mejor es asesorarse con un profesional así que no dudes en recurrir a un nutriólogo para que juntos sigan el mejor plan alimenticio y sea más fácil para ti tener el control de tus alimentos y las porciones que debes consumir. Al pasar de los días notaras que el cambio de alimentación influye positivamente en ti.

Paso 3

Ejercítate: Parte importante de hacer cambios en nuestra vida es cuidarnos por dentro y por fuera, hacer ejercicios no solo te ayuda a cuidar tu físico también tu mente, “el movimiento es vida” y para despertar la vida de ese cuerpo hay que moverse, puedes practicar algún deporte, baile, yoga, caminar, ir al gimnasio lo que sea que te sirva para estar activo y en movimiento.

Paso 4

Limpia: Insistiendo con la frase de que “el movimiento es vida”, mueve todo en tu casa, tira o regala todo aquello que ya no uses, cambia los muebles de lugar, piensa que cada cosa que hay en tu casa no solo ocupa espacio, sino que además se lleva un poco de tu energía, por lo tanto, elimina lo que no te aporte y deja aquello que te inspire y te de tranquilidad.

Paso 5

Decídete: ¿Hace cuántos años quieres aprender inglés? ¿hace cuánto tiempo planeas un viaje? ¿cuántos propósitos de año nuevo pasas al año siguiente? Piensa en todas las promesas que te has hecho y has hecho a los demás y decide qué hacer con ellas. Hay dos opciones, las haces o las eliminas tu lista para siempre. Has lo que tienes que hacer en vez de cargar con el peso de esas responsabilidades.

Paso 6

No es no: Date permiso para decir que no si eso es lo que quieres, de no ir a una fiesta, de no aceptar trabajo extra, decir no a quien te pida algo que no quieras hacer y decir no a todas aquellas relaciones interpersonales que no aporten a tu vida y no sean algo productivo para ti, verás como sacando todo eso de tu entorno mejorara hasta tu salud.

Paso 7

Si se puede: Has todo aquello que tengas pendiente, o si prefieres has una nueva lista de prioridades y ve tachando las que tengas logradas. Piensa en aquello que te apasiona y que por una razón u otra aun no has hecho, ahora es la ocasión de retomar aquello y darle forma y vida, que ya no sea algo solo dentro de tu cabeza y comience a ser una realidad.

Paso 8

Planea tu día: Cada noche, antes de dormir, piensa en los planes para el día siguiente y define tus prioridades. Te ayudará a ser más organizada. No olvides, de vez en cuando, ir más allá del siguiente día y preguntarte: ¿hacia dónde voy? ¿voy a alguna parte? ¿Qué quiero hacer? ¿cómo lo voy a conseguir? Tener claro a donde queremos llegar nos facilitara el no desviarnos del camino para lograr las metas propuestas.

Paso 9

Adiós rutina: pequeños cambios pueden lograr mucho, hacer una nueva ruta al trabajo, ir a un nuevo local de comida o ir de compras a un lugar donde no hayas estado antes, todo sirve para romper la rutina.

Paso 10

Tómate un respiro: Por último, es importante que te mires al espejo y observes el cambio que has tenido ¿qué ha pasado? ¿qué es diferente? ¿qué cambios haré en mi vida después de esto? Pero sobre todo que tengas claro lo que nunca más volverás a ser, recuerda una vez que des un paso no vuelvas atrás.


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"