Cómo seducir a un hombre solo con la mirada!

La vista es nuestro sentido principal, nos da información sobre el mundo que nos rodea, nos permite interactuar y desenvolvernos en el mundo. Siendo nuestro sentido preponderante cuando se trata de interactuar con los demás, incluso la comunicación es más lenguaje corporal que verbal, podemos valernos de ciertas estrategias para resaltar para aquella persona que llamó tu atención.

En el juego de la seducción, la mirada es un arma infalible para llamar la atención de ese hombre que tanto te gusta. Es una manera sutil de mostrar tu interés por él. Los cruces de miradas son capaces de provocar intensas emociones y sensaciones, siendo en muchas ocasiones el inicio de algo bonito. Por ello, el contacto con la mirada es tan importante y puede ser determinante para que el hombre se acerque a ti y se sienta perdidamente atraído.

1. El primer cruce de miradas



No importa dónde estés, aunque te encuentres entre una multitud de gente muestra tu interés por ese hombre con tu mirada. Clava la mirada en él y cuando sus ojos se encuentren con los tuyos, será el momento de iniciar el juego de la seducción.

2. Miradas furtivas

Lo ideal, en un principio, es seguir la táctica del cruce de miradas fugaces. Mira fijamente a sus ojos durante uno o dos segundos y retira la mirada con rapidez. Así reflejarás tu interés por atraerlo sin dar lugar a una situación incómoda entre ambos. Repite este paso más de una vez para dejar claras tus intenciones y conseguir que el juego de la seducción avance.

3. Mantener la mirada



Si percibes una actitud receptiva por parte del chico y notas que él te sigue el cruce de miradas de la misma forma, es el momento de mantener la mirada durante más tiempo y acompañarla de una sonrisa sensual. Esta será una señal más de tu interés por seducirlo.

4. Se sutil

Recuerda que si pretendes seducir a un hombre con la mirada es esencial que en todo momento seas sutil y muestres una actitud delicada pero con un punto de atrevimiento.

5. Mensaje recibido



Si pones en práctica todos estos truquitos para seducir a un hombre con la mirada, seguro que él capta el mensaje y, si está interesado, tendrá la confianza suficiente como para acercarse a charlar contigo.

6. Mantén la mirada, pero no por mucho

Durante la conversación entre ambos, el contacto visual puede hacer que la situación sea más cómoda y cautivadora a la vez. Sigue estos consejos para ser natural y afianzar tu poder de atracción:

  • Mientras sea él el que hable, centra tu mirada en otras partes de la cara y no tanto en los ojos. Mirar a la zona de la frente y el pelo es una buena opción para que el contacto directo no resulte incómodo y desafiante.
  • Cuando seas tú la que habla, mírale a los ojos de forma intermitente y no de manera fija.
  • La clave está en mantener miradas que sean breves y rápidas en todo momento.


 


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"