¿Aún no encontraste el amor? No te apures y lee estos consejos

Todas soñamos con encontrar la felicidad, eso que entendemos como una vida plena en la cual sentirnos realizadas. Sin embargo, no siempre tomamos la dirección correcta y en esa constante prueba de ensayo y error que es la vida, vamos escribiendo nuestra propia historia. “Muy cerca de mi ocaso, yo te bendigo vida, porque nunca me diste, ni esperanza fallida. ni trabajos injustos, ni pena inmerecida. Porque veo al final de mi rudo camino que yo fui el arquitecto de mi propio destino”. Estos versos de Amado Nervo te dan alguna pista de que tan cierto es que nuestras elecciones, malas o buenas, van construyendo nuestro camino.

Mientras tanto, el derrotero es un permanente aprendizaje. No existe fórmula mágica para alcanzar la felicidad, ni leyes a seguir para lograr cada cosa que nos proponemos. No hay matemática en la vida, con aciertos y desaciertos se hace fuerte el ser humano.

La felicidad no está en nadie más que en ti


El primer aprendizaje es que la felicidad no es un punto de partida ni un punto de llegada. No está en alguien, ni en algo, es intrínseca en procesos de tu propia vida. Esta dentro de ti.

De la misma manera nos afecta el amor, tan estrechamente ligado a esta búsqueda. Muchas mujeres se sienten despreciadas o se buscan un defecto que en realidad no tienen porque no están en pareja, se sienten solas y cargan con una inmensa frustración por no tener suerte en el amor.

Si eres una de ellas, piensa que todo está dentro de ti. La realización personal no depende de nadie más, solo de ti. Tu vida no se proyecta sobre la imagen de otra persona, tus logros, tu trayecto, el éxito profesional, la familia y los amigos genuinos son parte de esa realización que crees no tener. Disfruta de esa búsqueda y no la lleves con espíritu de frustración, pues por el camino aprendes a vivir.

Todo llega en el momento oportuno


Si el amor no está presente en tu vida no significa que no puedas sentirte realizada. El amor es un valor agregado importante, pero no es lo más importante. No estás trabajando a pérdidas si no tienes un amor. Invierte tus energías en hacer lo posible por avanzar con tus proyectos de vida. Te perderás de la mejor parte de tu propia historia si te sientes desvalorizada por que el amor no llega y lo único que encuentras son frustradas relaciones.

No quiere decir esto que abandones las ganas de enamorarte y de confiar en alguien más, simplemente busca el equilibrio entre seguir con tu vida y esperar al amor. Que la espera no te desespere, tú solamente vive.
No inviertas todas tus energías en encontrar a la persona ideal, puede que te pierdas de una parte importante de tu vida. El amor llegará sin que te lo propongas. Cuando dejes de obsesionarte con la búsqueda y te concentres en lo realmente importante que eres tú misma, pensar en ti y en tu perspectiva de vida, allí, en el momento menos esperado, llegará sin previo aviso.

Agradecer es honrar la vida

Que los demás lo lograron, que encontraron el amor, que se sienten realizados con todo lo que han hecho en la vida y tú no. Eso es lo que vas a ver todo el tiempo si no eres capaz de revisar todos los días lo poco pero no menos importante que has logrado. Que importe es sentirse agradecido con lo que se tiene, pues eso te hará mucho más feliz. No significa que tengas que conformarte, nadie habla de conformismo, sino de que tengas la claridad suficiente para poder mirar a tu alrededor y darte cuenta de lo que lograste, de lo que tienes, de lo que eres, de las personas que te rodean y te brindan lo mejor de su cariño.

Que la búsqueda del amor no te deje ciega. Mira a tu alrededor y observa cuantas mujeres quisieran estar como tú y no eres capaz de darte cuenta. La felicidad está en esas pequeñas cosas de la vida que son imperceptibles ante tus ojos. Honra la vida agradeciendo.

Sola o en pareja, disfruta de tu vida


No te sientas mal porque tus amigas están en pareja y tú no lo estás. Es lindo sentirse amada y cuidada pero no es indispensable. No es el fin último. El amor es un camino a la felicidad, pero no es el único. Quizás los objetivos de tu vida sean otros, no te frustres si el amor no está presente. Es probable que si te encuentras sola eres tú misma tomando la decisión de estarlo y esa opción de vida también te hará feliz, si no, ya solo llegará.

Si estás satisfecha con tus realizaciones, personales y profesionales, con lo que has cosechado en la vida, eso basta para que sientas esa paz interior tan necesaria y por ende la satisfacción de estar plena en la vida, de eso se trata ser feliz.


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"