12 Secretos de posar en la playa que te convertirán en una celebridad de las redes sociales (Kim Kardashian hace exactamente lo mismo)

6- Si prefieres una foto recostada en una reposera, recuerda no mirar al fotógrafo. Lo mejor es que te recuestes mirando casual en otra dirección y que tus piernas ocupen el protagonismo debido. Tus piernas se verán incluso más largas y estéticas. Puede que si te quedes mirando a la cámara te veas más voluminosa de arriba. Esa figura estilizada que buscas enseñar en la foto, la lograrás con mayor efectividad, arqueando levemente tu cintura. Ese detalle con el valor agregado de la pierna hacia la cámara levantada, se te verá espléndida.

7- Evita que se noten los pliegues. Tanto en el tu abdomen como en los brazos pueden verse según la posición en que te encuentres. Si posas sentada tu imagen no será la más adecuada por estos motivos. Mejor busca una pose totalmente acostada.

8- Ten cuidado con tu espalda. Sucede que la mayoría de las veces nos tomamos fotos descuidadas y acabamos encorvándonos. Lo mejor es curvar tu cintura y enderezar la espalda sin que aparentes demasiado forzada. Hazlo sutilmente. Esto estiliza todo tu cuerpo, pues tus piernas se ven más finas y se resaltan tus nalgas también.

9- Nunca te sientes de frente. Siempre busca aquellas posiciones casi de perfil. Tus rodillas pueden verse mucho más gruesas de lo que son y tus piernas también. Sentada de perfil, elevas los hombros hacia atrás e intenta que tus piernas queden levemente levantas, esto logra que tus muslos se noten más interesantes y desaparezcan imperfecciones como la flacidez.

10- Las fotos de retrato también tienen sus trucos. Si el fotógrafo te quita una foto de arriba hacia abajo tu cuello no se verá y tu mirada parecerá más cruda y dura. Si el fotógrafo se sienta o se agacha, siempre será una fotografía en la que se realce mucho más tu cuello estilizado y si colocas el rostro de lado y levantas algo los hombros, eso hará que sea una fotografía perfecta donde tu elegancia se note sin ningún esfuerzo.

11- No son convenientes las fotografías con el cabello mojado. Seguramente has visto algunas en diarios y revistas, pero debes tener presente que detrás de esa imagen hay un equipo de producción que prepara la foto, el ambiente y la modelo. También la foto se procesa posteriormente. Si no es tu caso, lo mejor es que aguardes que tu cabello se vea casi seco, eso le dará volumen y brillo, de lo contrario parecerá aplastado sin gracia y descuidado, tus orejas pueden dar aspecto de separadas.

12- Ten en cuenta que para cualquier foto, las líneas rectas y las poses de soldado se ven mal, hacen que te veas como no eres y tu silueta femenina se diluye. Flexiona levemente tanto los brazos como las piernas que eso te aportará un toque de informalidad y por ende te verás más natural.

Si te gustaron estos concejos, toma nota para las fotografías del próximo verano.


"Puedes utilizar los botones de abajo para ver más"